Sanamente.net

Generar intenciones de Año Nuevo que sean efectivas

Generar intenciones efectivas para 2018 de Patricio MoraloAño Nuevo es un día muy especial, el primero del año, e inevitablemente nos lleva a revisar lo que hemos o no conseguido durante el anterior.  Y por supuesto, nos llenamos de buenas intenciones para el año que empieza.

¿Alguna vez te ha pasado que no eres capaz de cumplir la mayoría de ellas?  ¿Y que al no hacerlo te sientes aún peor?

A mí y a tantas otras personas nos ha pasado, sin embargo, teniendo en cuenta estos aspectos que ahora te voy a explicar, vas a poder hacer que tus intenciones de Año Nuevo sean bien efectivas.

Una lista demasiado larga

Si comenzamos demasiadas cosas a la vez, la energía se dispersa y no podemos asentar ninguna de ellas. Ya lo dice el dicho popular: el que mucho abarca, poco aprieta.

Solución:

  • Crea una lista con todas tus intenciones y ve eliminando todas aquellas que sean menos importantes o menos probables de conseguir.

Deseos que benefician a todos

Las contradicciones internas

A veces, ocurre que una parte de nosotros (especialmente la parte consciente) tiene muy claro lo que quiere, como por ejemplo hacer ejercicio porque es sano, te conviene, etc.  Es la parte racional, que se rige por la lógica y la voluntad, pero que es tan sólo un 5% de nuestra psique. El 95% restante, el subconsciente, se rige por emociones y valores más primarios, como la supervivencia, la pertenencia al grupo, etc.

Solución:

  • Comprueba que tu deseo es beneficioso para ti, en todos tus niveles: físico, mental, emocional y espiritual.
  • Asegúrate de que es beneficioso para tu entorno más próximo.
  • Piensa si tu deseo es beneficioso para el planeta.
  • Conecta con tus emociones y deseos profundos. Dialoga con esa parte tuya, que está en desacuerdo con la decisión de tu consciente, y llega a un acuerdo que sea beneficioso para ambas partes de tu psique.

Intenciones demasiado abstractas o poco definidas

En ocasiones no tenemos una imagen clara y definida de nuestro objetivo.  A veces, simplemente lo que queremos es “sentirnos bien”, “ser felices”, etc.

Define con precisión, que es lo que quieres

En realidad, no sabemos cómo conseguirlo y generamos planes o deseos, más o menos abstractos, sobre algo que creemos nos va a aportar ese sentimiento de bienestar o felicidad (cómo por ejemplo tener una pareja, ir al gimnasio, conseguir un trabajo nuevo, etc.).

Solución:

  • Define con detalle, claridad y exactitud lo que deseas conseguir.
  • Comprueba que tu deseo no sea un substituto de algo más profundo.
  • Define, con todo detalle, cuál es tu objetivo, cómo vas a llegar a él y cómo vas a medir tu éxito al conseguirlo.

En otras palabras:
-¿Qué es lo que quieres?
-¿Cómo lo vas a conseguir?
-¿Cuáles van a ser los baremos externos, objetivos y medibles que te van a indicar que estás consiguiendo tu deseo?

Si no te queda claro, éste es un buen método

Muchas personas encuentran dificultad para ver, o entender, qué pasos tienen que dar para conseguir aquello que desean.

Mi presente - mi futuro - el procesoSolución:

Un buen método es poner una marca en el suelo (por ejemplo un cojín o un papel que ponga “momento presente”, “ahora”) que represente tu momento presente y unos metros más adelante otra marca, para representar el  momento futuro, donde se ha cumplido o se está cumpliendo tu objetivo.

  • Sitúate en la marca que representa el “momento futuro” y visualízate con todo lujo de detalles cumpliendo ese objetivo.
  • Gírate hacia la marca que representa tu momento presente y observa todos los pasos que has ido dando para llegar a cumplir tu objetivo.
  • Camina hacia la marca que de tu “momento actual” y detente en cada paso, que representa una parte del proceso para conseguir tu objetivo. Respira y déjate invadir por las sensaciones y detalles de cada parte del proceso.
  • Desde la marca de tu “momento actual” mira hacia tu “momento futuro” y revisa, de nuevo, todos los pasos que tienes que dar para poder conseguir tu objetivo.
  • Camina desde tu “momento presente” hacia tu “objetivo” deteniéndote en cada paso e integrando todos los detalles y sensaciones.
  • Repite este proceso tantas veces como sea necesario.

Cuando no crees que sea posible conseguir aquello que deseas

Si  no crees que sea posible conseguir tu objetivo, no vas a invertir la suficiente energía, y por lo tanto no vas a obtener el resultado deseado.

Sentir que lo has conseguidoSolución:

  • Visualízate habiendo conseguido tu objetivo. Observa cómo te ves, cómo te sientes, cómo te ven los demás habiendo conseguido este objetivo.
  • Observa detalladamente todas las sensaciones y emociones que se producen e intenta recordarlas y llevarlas a tu día a día, hasta que sientas que es posible, hasta sientas diariamente cómo si ya lo hubieras conseguido.

Esto va a disolver todas las posibles resistencias y miedos en tu interior y te va a hacer sentir completamente capacitad@ para conseguir tu objetivo.

Con todas estas recomendaciones y pasos, te aseguro que, este año tu Lista de Intenciones va a ser muy diferente, y vas a poder llevar a la práctica aquello que realmente te ayude a ser feliz, a ti y a todos los seres que te acompañan y rodean.

Te saludo a ti y a tu esencia, feliz Año Nuevo

Patricio

Patricio Moralo Rueda
Director de la escuela Yoga Inbound Barcelona.
www.yogainbound.es/formación


Miércoles, 13 de Diciembre de 2017